París, Texas

(Dirigida por Wim Wenders – Francia/Alemania 1984)

Correr. Huir de los recuerdos enquistados para no acabar consumido en ellos. Dejarlo todo atrás. Poner distancia. Desaparecer e intentar sanar las heridas. Agotar el cuerpo hasta caer extenuado. Olvidarlo todo. Perderse en el silencio y sobrevivir al amor.

paris texas

París, Texas comienza con una secuencia mítica en el cine. La inolvidable e hipnótica BSO de Ry Cooder suena como el viento estrangulado bajo un sol despiadado, cruel y algo comienza a revolverse por dentro. Un hombre ataviado con un traje y una gorra roja recorre inexplicablemente durante varios días el desierto de Mojave hasta acabar desplomándose exhausto en el núcleo urbano más cercano en la frontera mexicana, en Texas. El hombre que padece amnesia es trasladado a un centro de salud. Allí conocen su identidad. Travis (Harry Dean Stanton) ha estado perdido cuatro años y lo daban por muerto. Su hermano (Dean Stockwell) que vive en Los Ángeles, recibe una llamada informándole de lo sucedido y va a su encuentro, pero cuando llega le dicen que se ha marchado. Recorre la carretera y lo encuentra vagando. Travis sube al coche mientras su hermano lo asedia a preguntas. Descubre que su hijo (Hunter Carson) se crió con su hermano y la mujer de éste (Aurore Clément). Es entonces que decide regresar en busca de su esposa (Nastassja Kinski) y de su pequeño.

Wenders ganó La Palma de Oro en el festival de Cannes en 1984 por esta película que es un recorrido en imágenes de la desolación humana. Este drama con tintes de road movie ha acabado convirtiéndose en una de las mejores películas de culto de la historia del cine. El guión de Sam Shepard y la fotografía de Robby Müller son extraordinarios. Pero, es imposible hablar de París, Texas sin mencionar el emotivo diálogo entre Kinski y Dean Stanton en el Peep Show. Soberbio.

paris texas

París Texas es la delirante historia de un hombre que renuncia a su familia para asegurar su estabilidad y su regreso a la vida tras descender a los infiernos. Una cinta preciosa y elegante, de tono melancólico, narrada pacientemente y colmada de diálogos serenos que culminan en un final inevitable y lógico.

Información del Autor: Yurena Guillén, escritora y cinéfila. Estudió Derecho en la Uned. En 2011 publicó su primer libro Escritura Ligera, un recopilatorio de metaficciones. Su blog Y un día más desperté sola en estas sillas blancas tiene el mismo título que una fotografía Francesca Woodman, su principal referente artístico. Le gusta el cine independiente y de culto, la música de Elvis y la poesía de Anne Sexton.

¡Comparte!

Comentarios

  1. dice

    A mí, honestamente, no me gusta nada Wim Wenders. Creo que todos los que me conocen bien, lo saben. Sin embargo, Paris, Texas me parece una película increíble. El manejo de todos los detalles la convierten en algo único. La interpretación femenina es buenísima, y ni hablar de Harry Dean Stanton, genial como ese Travis caminante.. qué maravilla.

    Curiosamente en estos días estoy subiendo mi opinión (está escrita, cocinada), difícilmente no estar de acuerdo en películas como ésta (no imposible, eh), tan lindas, tan profundas..

    Saludos.

  2. dice

    Gracias por invitarme a tu nuevo blog, es una exquisitez como se trata cada película. Esta en concreto la vi varias veces y me encanta.
    Seguir así sois un equipo genial.

    Un fuerte abrazo desde Lucus Augusti.

  3. Yurena Guillén dice

    Gracias por los comentarios. Lo cierto es que es muy sencillo escribir sobre algo tan hermoso… En cuanto a Wenders, tampoco es uno de mis directores favoritos ni muchos menos. Sin embargo, París, Texas es una de mis películas preferidas. Tan profunda, honesta, delicada… Siempre que hablo de ella acabo comparándola con El cielo sobre Berlín, que estéticamente es muy atractiva (Las tomas cenitales o el movimiento de la cámara en la secuencia de la biblioteca) , pero que no deja de ser una cinta pretenciosa.

    Saludos

    Yurena

    • David Cotos Espinoza dice

      Smareis: A revisão foi feita pelo Yurena Guillen, muito interessante se observa um filme. Obrigado pela sua visita. Saudações.

  4. Domv dice

    Excelente reseña.
    Ahora me han dado más ganas de verla que nunca. Y es que aún no la he visto.
    La tengo en mi lista de ver pronto, de conseguirla a como de lugar.

    Muchas gracias.

  5. ana ines dice

    David, espacios como los que proponen son los que dan sentido a las comunicaciones humanas, haciendo de internet un verdadero puente entre lo cotidiano y la reflexión.

    Yurena, excelente reseña para excelente película.
    Quedará en mi memoria tu frase,
    “Huir de los recuerdos enquistados para no acabar consumido en ellos.”

  6. dice

    Tuve el placer de disfrutar de esta (para mí) gran película hace un tiempo. No me dejo indiferente, y la banda sonora con la eterna guitarra de Ry Cooder…., impresionante…
    Un saludo

  7. Nana Rose dice

    Hace años vi esta pelicula y me encanto.
    Hace poco la volvi a enganchar en Europa Europa… sigo creyendo que es excelente!
    Mi partepreferida es casi al final cuando ellos logran hablar y verse tras el vidrio y luego de un larga charla de Dean Stanton le dedica de espaldas a ella…
    Kinski le dice …

    Después de que te fueras solía soltarte unos discursos muy largos. Solía hablarte a todas horas, aunque estuviera sola. Durante meses estuve hablándote. Ahora no se que decir. Era muy fácil cuando solo te imaginaba. Incluso imaginaba que me contestabas, teníamos largas conversaciones… los dos. Era casi como si estuvieras allí. Podía oírte, verte, olerte. Podía oír tu voz.. A veces tu voz me despertaba, me despertaba en medio de la noche como si estuvieras en la habitación conmigo. Después, se desvaneció. Ya no pude imaginarte nunca mas. Intente hablar en alto como solía hacerlo, pero no había nada, no podía oírte. Entonces me di por vencida. Todo se paro. Tú desapareciste. Ahora estoy trabajando aquí y oigo tu voz todo el tiempo. Todos los hombres tienen tu voz….

    love it!

Trackbacks

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>