Un hombre con dos jefes

(Dirigida por Vanessa Vizcarra)

Basada en la obra “Un servidor y dos amos” de Carlo Goldoni. Adaptación de Richard Bean y música de Grant Olding bajo el nombre de “Un hombre y dos jefes”

un hombre con dos jefes

 “Haz lo necesario para lograr tu más ardiente deseo, y acabarás lográndolo”. Ludwing Van Beethoven

 “¡Actúa en vez de suplicar. Sacrifícate sin esperanza de gloria ni recompensa! Si quieres conocer los milagros, hazlos tú antes. Sólo así podrá cumplirse tu peculiar destino”. Ludwing Van Beethoven

La obra se inicia con el anuncio del compromiso nupcial entre la cándida Paulina (Jely Reátegui) y Alan (Oscar Beltrán). Con anterioridad, el mafioso Carlo (Pietro Sibille), padre de Paulina, había negociado el matrimonio de su hija con un tal Gino. Sin embargo este último fue asesinado por Luigi (César Ritter), quién es novio de Gina, la hermana gemela de Gino (Fiorella de Ferrari).

A medida que se va desarrollando la historia, hace su aparición Francesco (Manuel Gold), un joven desempleado que lleva tiempo sin comer y el hambre apremia. Primero acepta trabajar con Gino (pero ¿él no estaba muerto?, así es, en realidad se trata de Gina, que ha suplantado la identidad de su hermano gemelo difunto para resolver temas pendientes). Luego, casualmente conoce a Luigi convirtiéndose en su segundo jefe, duplicando esfuerzos y pasando apuros para atender a ambos jefes sin que éstos descubran su doble rol.

Un hombre con dos jefes

Cada personaje tiene su objetivo e interés personal que debe cumplir, desde la oposición a un casamiento, una promesa incumplida, una deuda no cancelada, el perdón u omisión, la búsqueda del ser amado, hasta no desaprovechar una oportunidad laboral para satisfacer necesidades básicas, como la de alimentarse.

“Un hombre con dos jefes” es una comedia divertida, llena de enredos y curiosidades, dónde se cuestionan ¿el poder o la estrategia?, ¿la omisión o el convencimiento?, o si se puede defender un interés ajeno al nuestro. En casi 2 horas de función no se siente que pasa el tiempo. Las actuaciones son correctas, usan la corporalidad y la multitarea como medios de expresión, resaltando el talento actoral de Manuel Gold y el ingenio musical de Pablo Saldarriaga. La música es un acompañante en toda la obra, desde las “llamadas” o aviso para empezar las escenas, se disfruta de la banda musical. Realmente hace que el tiempo de espera sea corto y agradable. Este proceso también se disfruta en el receso entre primer y segundo acto, adicionándose las voces melodiosas de los actores. Aun en cartelera, es como para no perdérsela.

Información del Autor: Mildred Carnero es Licenciada en Trabajo Social con especialidad en Bienestar Laboral y Recursos Humanos en la prestigiosa Universidad Nacional Mayor de San Marcos en Lima, Perú. Su pasión por el cine surgió desde temprana edad. Disfruta de ver, analizar y comentar sobre películas de todos los géneros cinematográficos, en especial de cine independiente, basada en hechos reales, intriga, comedia, otros.

¡Comparte!

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>