La historia de Abraham Lincoln

Lincoln Daniel Day-LewisHe tenido la oportunidad de ver la Película “Lincoln”, dirigida por Steven Spielberg y con las actuaciones de Daniel Day-Lewis, Tomy Lee- Jones, James Spader y Joseph Gordon-Levitt. El filme se centra básicamente en todo lo que aconteció a inicios del año 1865, Lincoln luchando (y logrando) que se apruebe la 13ava Enmienda, que buscaba abolir la esclavitud.

Spielberg se ampara en los diálogos, en los juegos de la política (propios de aquel momento histórico de USA) para sacar adelante el  filme. No se puede decir que la actuación de Day Lewis sea la genial que vimos en “Petróleo Sangriento” o  “En el nombre del padre”. Aquí su actuación es correcta, en todo caso Lee-Jones me llena más los ojos con lo que entrega en su interpretación.  

El Lincoln de Spielberg es un hombre que cree en la justicia, la libertad y la paz. Una persona de pocas palabras en sus discursos, que gusta de contar anécdotas para poner énfasis (y dejarse entender) en los mensajes que transmite a sus allegados.

El último tramo de la película provocó en mí, investigar más acerca de este hombre que cambió la historia de su país y del mundo. Comparto aquí un extracto sobre la vida de Lincoln que hallé en la Enciclopedia Uteha para la Juventud, Tomo 7, página 349-350, México 1956.

Abraham Lincoln nació en Kentucky el 12 de Febrero de 1809, de una familia cuáquera de pequeños agricultores. Su padre era tan pobre que tenía que ir de pueblo en pueblo buscando trabajo, y el pequeño Abraham no pudo asistir a la escuela más allá de un año; en este poco tiempo aprendió apenas los primeros rudimentos de la lectura y la escritura. De los siete a los diecisiete años tuvo que seguir a su padre en su duro peregrinar, trabajando juntamente con él como leñador. Abraham era de un carácter sumamente bondadoso, alegre, pero siempre jovial y lleno de fantasía.

A los diecisiete años era ya un mocetón de casi dos metros que se hacía amar y escuchar por todos. Un buen día abandonó su oficio de leñados y pidió ser admitido como mozo en una de las barcas que transportaban madera a Nueva Orleans; pero luego volvió a su antigua ocupación y pasó a las dependencias de construcción de balsas.

Fue por entonces cuando, cierto día, en el mercado de Nueva Orleans, asistió por primera vez a una subasta de esclavos. La impresión que le produjo fue imborrable; le parecía inaudito que en una nación que se llamaba cristiana fueran legalmente posibles semejantes horrores. Eran vendidos como animales; los hijos separados de sus padres y los esposos de sus mujeres. Algunas madres eran vendidas con los hijos más pequeños mientras que el padre y los mayores se quedaban en la granja, sin posibilidad humana de volver a verse nunca más.

Desde aquel día el problema de la esclavitud no abandonó ni por un momento a Abraham Lincoln, y en su conciencia nació por ver primera el propósito de consagrar su vida a la defensa de ellos.

Lincoln hizo un poco de todo: fue tendero, oficial de correos, agrimensor, gobernador de ciudad y finalmente abogado. Aunque en la escuela no había aprendido más que los primeros rudimentos, como era de inteligencia despejada y le gustaba leer, con los años se había hecho de una discreta cultura. Era además, un excelente orador, lógico, persuasivo, y pronto llegó a ser uno de los mejores abogados de la ciudad.

Abraham Lincoln

El ejercicio de la judicatura elevó a Lincoln a primera fila en el combate político; su gran equidad hacía que las miradas de todos los partidos políticos convergieran en él para elevarlo a la suprema magistratura de la nación americana. Todos sabían, sin embargo, que su elección de presidente traería sobre el tapete la debatida cuestión de los esclavos. En los comicios, en el foro, con sus mismos escritos, Lincoln había abordado siempre aquel  problema y había hecho suyo el grito de otro mártir de la esclavitud, John Brown: “Liberemos a los esclavos en el nombre de Cristo”.

Los Estados del Sur, donde más en vigencia se hallaban las leyes que protegían la esclavitud, rechazaron la candidatura de Lincoln, y cuando éste, en el año 1860, fue elegido presidente de los Estados Unidos, se declararon independientes de sus vecinos del Norte y se alzaron en armas. Fue aquel un terrible momento en la vida de Abraham Lincoln; la gran obra de Jorge Washington amenazaba ir a la ruina: la redención de los esclavos no podía ser obtenida sin afrontar los horrores de una guerra civil.

La guerra fue tan larga como cruel, pero la victoria fue finalmente para los Estados del Norte y la esclavitud quedó abolida. En 1865, el último de los generales sudistas entregaba su espada, y la guerra civil había terminado.

Lincoln no pudo gozar por mucho tiempo de su magnífica obra: aquel mismo año, mientras asistía a un espectáculo de gala en un teatro de Washington, un fanático sudista desequilibrado, Juan Wilker Rooth, le disparó con una pistola, mientras gritaba: “El Sur está vengado”.

Así moría Abraham Lincoln, mártir de su propia idea; pero su nombre ha quedado grabado con letras de oro como uno de los más grandes bienhechores de la humanidad.

La vida y la muerte de Abraham Lincoln fue uno de los mayores ejemplos de cuan injustos son los hombres con quienes tienen ideales elevados y se esfuerzan en mejorar las condiciones sociales. Parece incomprensible que se asesine a un hombre por haber dedicado su vida a salvar a los demás.

¡Comparte!

Comentarios

  1. dice

    Con Spielberg y su filmografía, se va como en esos picos y bajos de los cuadros estadísticos. Creo, que Lincoln, es su película más atrevida. Nadie pone en duda la trascendencia de E.T, pero me quedo con La lista de Schindler, y Memorias de una Geisha. NO creo exagerar, Lincoln, es hasta ahora, su mejor película. Porque toma un personaje de la estatura histórica de un hombre que representa tanto para la historia de América y los Estados Unidos, y no hace lo que otros cineastas han hecho con ellos: matarlos cinematográficamente. Linconln, emerge en este filme con el carácter de un mito. UN abrazo. Carlos

  2. dice

    LIncoln es el presidente de USA más apreciado, más querido por los norteamericanos. En las encuestas suele estar de primero, o empatado con George Washington. Tendremos que verla, porque es una fuerte candidata al Óscar de este año…

  3. dice

    Me ha gustado pero es cierto que el tema es muy político y puede aburrir. No hay acción ni apenas tensión. Day Lewis está muy bien y su parecido físico le ayuda mucho en el papel. Lee Jones no me ha gustado pero Sally Field sí, mucho!
    Una buena película para conocer una parte muy importante de la Historia.
    Saludos.

  4. dice

    Lincoln foi uma referência, positiva, não só para os USA como para o Mundo.
    O tema é Biográfico mas a construção de Spielberg torna-o num agradável espectáculo altamente formativo das consciências que ainda persistem em olhar os Homes de modos diferenciados.

    Abraços

    SOL

  5. dice

    Impresionante interpretación de su protagonista y una película que hace justicia a una figura clave en la historia de un país como Estados Unidos. Gran película que me da que pasara como una de las grandes con el tiempo, con el añadido de que a pesar de ser una biografía histórica, en realidad en pocos momentos se hace pesada y se ve con interés. …. Película que si el tiempo trata bien, sera de las consideradas clásicas en su genero…

  6. dice

    David, había previsto ver este fin de semana Lincoln. Tenía ciertas reservas porque Spilberg no es uno de los directores que yo más admire, ni mucho menos. Pero después de leer tu reseña y el enfoque que le ha dado al personaje y su dimensión histórica y política definitivamente la veré.
    Es un magnífico artículo, David.
    Un abrazo

  7. dice

    ¿Quién dice que la realidad es aburrida?, en mi opinión la realidad supera la ficción, si le ponen atención a lo que nos quiere mostrar la película nos cuenta de solo eso de cazador de vampiros es en sentido figurado. Esa película esconde muchas cosas más de lo que se puede ver.
    De todas forma no e gusto

  8. dice

    Tengo pensado ir a verla en cuanto tenga un ratito libre.
    Esperaba bastante de ella y despues de tu explicación aún me parece mejor.
    Buena elección. Sin duda.
    Un abrazo.

  9. dice

    Tengo ganas de ir esta senama a verla. Lincon es t ha sido un referente para la historia de América y tengo interes por ver la interpretación…

    Un abrazo y un gebial fin de semana amigo David!!

    Atte.
    Marñuia Del Carmen

  10. dice

    A mí me gustó muchísimo, toca un tema muy importante y con acierto, cómo Lincoln es capaz de pringarse en actos corruptos con tal de sacar adelante una ley vanguardista.
    Besos

  11. dice

    Querido amigo David:
    Lincoln es una película excelente, es como una lección de historia filmada con muy buenos actores, extraordinaria actuación de Sally Field, y Day Lewis insuperable, hay que verla más de una vez, porque hace pensar, un abrazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>