El cine de Francois Truffaut según Woody Allen

woody allen francois truffaut

El año 2004, la realizadora francesa Anne Andreu realizó el Documental “Francois Truffaut, une autobiographie”. Dicho filme es un homenaje en extenso, con declaraciones de los actores, ayudantes, críticos y admiradores del mundo de Truffaut. Todos hablando sobre la intensidad de la vida y de los filmes del gran director de cine francés. 

El documental incluye escenas de Truffaut hablando sobre cada una de sus películas, también presenta entrevistas realizadas a directores de cine que tuvieron la oportunidad de conocerlo, entre ellos Milos Forman, Steven Spielberg y Woody Allen. Este último hizo unas exquisitas declaraciones sobre el cine de Truffaut, las cuales pasamos a compartir con ustedes.

Cuando yo era joven, Truffaut era una de las lumbreras del cine y una fuente de inspiración para mi generación.  Para nosotros era alguien muy valioso. Estaban Fellini, De Sica, Antonioni, Kurosawa en la otra parte del mundo. Había unos quince, también Buñuel, y entre aquellos gigantes que nos inculcaron las ganas de hacer cine, estaba Truffaut.

Nuestro primer encuentro fue breve y divertido. Nos conocimos hace muchísimos años en una cena en California. Ambos, él y yo, estudiábamos idiomas con el mismo profesor. Él estudiaba inglés y yo, francés. Los dos éramos principiantes y no podíamos comunicarnos muy bien. Intercambiábamos algunas frases, pero era difícil comunicarse.

Una de las originalidades de Truffaut es que era un realizador muy personal, algo insólito en EEUU, donde no se veían filmes personales. Veíamos filmes comerciales, éxitos de taquilla. Yo sí he realizado filmes personales. Los filmes personales tienen un público  mucho más reducido. En  EEUU, Truffaut hubiera tenido un público reducido pero apasionado.

- Como él, usted ha dirigido a mujeres que ha amado.

diane keaton catherine deneuve woody allen francois truffaut

Sí, claro. Eso es una coincidencia y también … una buena cosa, porque algunas de las cosas que he escrito para mujeres con quienes me he relacionado o vivido, he podido escribirlas gracias a esa proximidad. Hay cosas que he escrito para Mia Farrow o Diane Keaton. Es lógico. Conocer bien a una persona te permite sacar de ella cosas de las que no la hubieras creído capaz sin conocerla.

Siempre he pensado que el mejor realizador es el realizador-obrero, aquel que se limita a trabajar. Hace un filme tras otro sin dar necesariamente la campanada.  Para mí, Truffaut pertenece a ese grupo.

Cuando empiezas a hacer películas, te percatas de que la única fuente de placer y lo que más importa es el trabajo de realización del filme, no lo que dicen los críticos ni la reacción del público. Lo importante es trabajar en la película.

Y creo que esto se aplica a Truffaut. Él disfrutaba dirigiendo películas. Un ejemplo es “La noche americana”, la felicidad que le embargó cuando la película empezó a tomar forma. Fue una película que resonó profundamente en la gente que hacía cine.

La noche americana Francois Truffaut

Los realizadores personales tienen cosas que decir, tienen puntos de vista coherentes. Uno llega a conocer sus temas favoritos, sus clichés, sus obsesiones. Se vuelven reconocibles. Sin necesidad de ver los créditos, ya en la mitad de la película uno sabe que es de Fellini, Bergman, Truffaut. No falla.

¡Comparte!

Comentarios

  1. dice

    Es muy interesante cuando un director habla sobre otro director al que admira, entre otras cosas por ese de punto de vista digamos artesanal hacia su obra, lejos de las reflexiones a veces demasiado enrevesadas de los críticos. Por ejemplo, el famoso libro con la entrevista de Truffaut a Hitchcock es la obra de un cinéfilo pero también la de un director de cine que habla con otro al que, en muchos aspectos, considera su maestro.
    Las reflexiones de Woody Allen son de gran interés, como también lo son las que le ha dedicado al cine de Ingmar Bergman.
    Un saludo.

  2. dice

    Los dos son grandes directores y que se admiren es bueno para ellos como personas públicas que son, supongo que además se llevaran bien detrás de los medios informativos…

    Besitos.

  3. dice

    directores personales…… todos esos que menta europeos y desaparecidos, ¿donde estan los de ahora?.
    me acuerdo de truffaut, habia un clclo sobre el en tvespañola hace muchos años, en los ochenta creo.saludos

  4. dice

    Es curioso pero las pelis francesas o te gustan mucho o no te gustan nada…. no hay termino medio y si tengo algo que confesar yo soy uno de ese reducido público de Truffaut me encantaaaaaaaaaaa…. un beso muakkkkkkkk

  5. dice

    Es de suma importancia que un director hable tan bien de un compañero de profesión, eso se debe interpretar como que siente en su interior que le debe un respeto ya que está a la altura de su trabajo.

    ¡Feliz comienzo de semana amigo!

    Atte.
    María Del Carmen

  6. dice

    toda esa época brillante del cine que se realizaba a pura actuación e interpretación ya no existe, el esfuerzo de carácter se remplaza por los efectos especiales o la animación digital, es triste para aquellos que vivimos ese tiempo, saludos querido amigo

  7. dice

    Un artículo muy bonito. Ante de leerlo no habría encontrado nada en común entre estos dos grandes directores. Ambos están entre mis favoritos por su gran personalidad y originalidad a la hora de tratar temas cotidianos.

  8. dice

    La verdad es que Truffaut es un director mucho mas versátil que Woody Allen . Que navega junto a la intelectualidad pero sin olvidar al publico mas generalista. Algo que se suele obviar, ya que por esos extraños designios es considerado un director intelectual, algo que en películas como la noche americana desmiente totalmente. Incluso en su tratamiento de temas complejos, lo hace sin entrar en debates que hacen extasiarse a ese publico minoritario.

    Allen, por el contrario es intelectualidad purra, disfrazada de humor sutil. Que particularmente no me llega, prefiero su época gamberra de toma el dinero y corre y películas parecidas. Digamos que se me antoja mucho mas interesante cuando no era musa de esa modernidad que adora, ni esa intelectualidad tan cegata como obtusa.

    Sin duda, por ello. Truffaut en mi opinión es mucho mas atractivo que ese judío endiosado en su minúsculo pero exclusivo mundo. Saludos

  9. dice

    Recuerdo de TRuffaut, con mucha devoción -como decía mi madre- su película El pequeño salvaje, en medio de su vasta filmografía. La observo como la postulación en el cine de ese salvaje natural y bueno de Rousseau, o el Ulises trasvasado a un contexto más moderno de James Joyce. Saludos. Carlos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>